1903

En un concurso de Tri-State League contra York, Pensilvania, Dan McClellan lanzó un juego perfecto. El lanzador de los Gigantes de Filadelfia fue el primer lanzador negro en lograr la hazaña en el béisbol profesional.

1937

Joe DiMaggio bateó el primero de sus dos ciclos en su carrera al conectar dos jonrones, un triple, doble y un sencillo, ayudando a los Yankees a derrotar a los senadores, 16-2. El ‘Yankee Clipper’ logró la hazaña nuevamente en 1948.

1940

En Sportsman’s Park, cinco lanzadores de la Liga Nacional se combinaron para lanzar la primera blanqueada en la historia del Juego de las Estrellas. Paul Derringer, Bucky Walters, Whit Wyatt, Larry French y Carl Hubbell permitieron tres hits en el circuito junior, 4-0, y se apoyaron eb el jonrón de tres carreras de Max West.

1946

En el Fenway Park de Boston, el favorito local Ted Williams bateó dos jonrones, dos sencillos y acumuló cinco impulsadas en la derrota por 12-0 del Circuito Senior de la Liga Americana en el juego más desequilibrado de la historia del Juego de Estrellas.

1953

En el estadio Connie Mack de Filadelfia, el relevo de los Filis Bob Miller reemplazó a Robin Roberts, terminando la racha consecutiva de juegos completos que tenía en 28. El miembro del Salón de la Fama (1976) había terminado cada juego que comenzó desde que venció a los Cardenales la temporada pasada el 28 de agosto.

1963

Los Indios organizaron su tercer Clásico de mediados de verano frente a una decepcionante multitud de 44,160 aficionados en el Estadio de Cleveland. La derrota 5-3 de la Liga Americana ante la Liga Nacional no incluyó a ningún jugador de la Tribu.

1968

En el primer Juego de Estrellas jugado en interiores, la Liga Americana sólo conectó tres hits en el Astrodome, con la Liga Nacional ganando el primer Clásico de mediados de verano para terminar con un resultado de 1-0. La única rayita del compromiso la anotó Willie Mays, que había sido interceptado pero permaneció en las bases debido al error de tiro de Luis Tiant.

1969

El juego casi perfecto de Tom Seaver, que se inmortalizó como «El juego imperfecto», se dividió cuando el jardinero de los Cachorros Jimmy Qualls, un bateador de .223 de por vida, conectó sencillo al jardín central. El lanzador derecho de 24 años, quien llegó a un juego sin hits en la novena entrada en tres ocasiones para los Mets, finalmente obtuvo su no-no en 1978 contra San Luis lanzando para los Rojos.

1971

En la blanqueada más larga en la historia de la Liga Americana, los Atléticos vencieron a los Angelinos, 1-0 cuando Angel Mangual remolcó a Curt Blefary con un sencillo y dos outs en la pizarra en la parte inferior de la vigésima entrada.

1972

Ponchando a tres bateadores de los Medias Rojas en la segunda entrada en camino a una actuación completa de 16 K, Nolan Ryan se convirtió en el tercer lanzador en la historia del béisbol en haber lanzado dos entradas inmaculadas en su carrera. El jugador de los Angels, que primero lo hizo con los Mets en 1968, se unió a Lefty Grove (dos veces en 1938) y Sandy Koufax (1962 y 1964) como los otros lanzadores que han logrado la hazaña.

1988

Nolan Ryan, con su victoria 100 como Astro, se convirtió en el segundo lanzador en ganar cien juegos con un equipo en cada liga cuando Houston superó a Nueva York, 6-3. El derecho de 41 años, que también ganó 134 juegos para los Angelinos, se unió a Cy Young, quien llegó a la meseta con los Cleveland Spiders (NL) y los Boston Pilgrims (AL), que se conocieron posteriormente como los Medias Rojas.

1991

El cuadrangular de tres carreras de Cal Ripken ayudó a la Liga Americana a derrotar a los Nacionales, 4-2, otorgando al circuito juvenil su cuarto triunfo consecutivo en el Juego de Estrellas. Tony La Russa se convirtió en el primer manager con tres victorias consecutivas en el clásico de verano.

2001

Luis González, primer jugador de los Diamondbacks en participar en un Home Derby, ganó el concurso en el Safeco Field de Seattle. El jardinero de Arizona, que conectó 57 jonrones esa temporada, casi el doble de lo que compiló en cualquier otro año, derrotó al campeón del Derby 2000 Sammy Sosa en la ronda final, 6-2.

2011

Derek Jeter, con un jonrón en la tercera entrada frente al zurdo de Tampa Bay David Price, se convirtió en el jugador número 28, y el primero con el uniforme de los Yankees, en registrar su hit número 3.000. El ‘Capitán’ disfrutó de un día de cinco carreras en el Bronx, incluyendo un sencillo dentro del cuadro en la parte baja del octavo que impulsó la carrera ganadora en la victoria por 5-4 del equipo.

2013

David Ortiz de Boston empató con Harold Baines en la mayor cantidad de hits de un bateador designado cuando su sencillo en la octava entrada ante Charlie Furbush de Seattle, le diera un total de 1,688 inatrapables como bateador designado.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here